× ¡ Acaba en ! banner de descuento cursos domestika ¡Click en la imagen para ver todos los cursos y beneficiarte del descuento!

Cuando hablamos de moteros, inmediatamente nos salta a la mente el estereotipo de tipos duros, bandas violentas o hombres rudos cubiertos de tatuajes y largas barbas. El objetivo de estos moteros era mostrar un estilo de vida en la carretera, un estilo de vida nómada, donde los moteles, bares y largas carreteras secundarias eran sus pilares fundamentales.

En la década de los 60, durante cada fin de semana el fotógrafo Sylvan Rand viajó de «paquete» con un amigo motero al que pertenecía a un club motero muy especial.

En uno de esos soleados fines de semana, Rand y su amigo viajaron hasta una granja para reunirse con el resto de miembros. Pronto se dio cuenta de que era una reunión de moteros gay donde se juntaban cada fin de semana para desconectar del estrés de la semana y del trabajo. Organizaban barbacoas, había bebida y cigarrillos. Un buen caldo de cultivo para que el amor entre sus miembros fluyera.

Sylvan Rand nos muestra y deja en evidencia el falso estereotipo creado en torno a las bandas moteras.

MoterosGays-fotografia-oldskull-02

MoterosGays-fotografia-oldskull-01

MoterosGays-fotografia-oldskull-03

MoterosGays-fotografia-oldskull-04

Chico con su moto

MoterosGays-fotografia-oldskull-05

MoterosGays-fotografia-oldskull-06

MoterosGays-fotografia-oldskull-07

MoterosGays-fotografia-oldskull-08

MoterosGays-fotografia-oldskull-09

MoterosGays-fotografia-oldskull-10

MoterosGays-fotografia-oldskull-11

Motero gay junto un girasol

MoterosGays-fotografia-oldskull-12

MoterosGays-fotografia-oldskull-13

MoterosGays-fotografia-oldskull-14

La propiedad intelectual y derechos de las obras/imagenes mostradas en este artículo de oldskull.net, corresponden íntegramente al autor citado en esta misma entrada.

Tags: