Stéphane Remael es un fotógrafo francés, especializado en fotografía documental, socialmente comprometido pero que también se centra en los retratos. Su objetivo principal radica en la condición humana, la colocación de la humanidad en su entorno. Ha viajado por el mundo para cubrir historias humanistas procedentes de Bolivia, Georgia, China, Nepal y Marruecos entre otros lugares.